Nuestros objetivos…

Nuestro principal objetivo es la defensa de los derechos de los mayores, especialmente en lo relativo a las pensiones, la sanidad, residencias, dependencia, apoyo ante la administración, etc., sin olvidar el acceso a la formación, al ocio y la cultura.

MDI. Octubre, 2018

La organización social «MAYORES DE IZQUIERDAS» pretende, a través de este medio, informar sobre sus actividades y servir de vehículo de comunicación con cuantas personas lo deseen, siempre en línea con nuestros objetivos:

• Defensa incondicional del colectivo de mayores, jubilados y pensionistas, sin excepción.
• Participación en aquellas instituciones cuya finalidad coincida con los intereses de nuestros asociados.
• Trabajar para que la cultura y el desarrollo social y humano de nuestro pueblo se mida también por el trato que da a sus mayores, logrando su integración activa en la sociedad.
• Conseguir ser protagonistas en la defensa de sus derechos económicos, sociales y culturales.
• Dar a conocer los planes, programas y propuestas que afecten a nuestros socios jubilados y a los mayores en general.

Somos completamente autónomos en nuestras decisiones, disponemos de miles de asociados a lo largo de todo el país y además estamos presentes en el Consejo Estatal de Personas Mayores.

Partimos de organizaciones provinciales que eligen democráticamente sus Juntas Directivas. Estas celebran sus correspondientes reuniones que confluyen anualmente en una Asamblea General estatal. Esta estructura nos permite, además, mantener contacto con otras entidades.

A su vez, publicamos desde 1998 nuestra revista «MAYORES EN ACCIÓN», folletos monográficos de actualidad e impartimos cursos tanto de informática como de economía para mayores. También participamos en cuantas movilizaciones, conferencias y debates consideramos oportuno.

Hemos editado el libro «ECONOMÍA CRÍTICA Y DERECHOS DE LOS MAYORES» que da apoyo a nuestros cursillos y se regala a cada asistente. Pretendemos así elevar nuestros conocimientos y capacidad de enfrentarnos dialécticamente a los enemigos de clase que pretendan destruir nuestros derechos con argumentos fáciles de desmontar con poco que nos ilustremos.